Salmorejo
Photo

SALMOREJO

Celiac icon
Entrante
Dificultad: Fácil
20 minutos
Autor: Raúl
  • 500 gramos de Tomate
  • 100 gramos de Pan
  • 100 ml de Aceite de oliva virgen extra
  • 1 diente de Ajo
  • 1 pizca de Sal
  • En primer lugar, vamos a pelar los tomates de la manera más sencilla. Para ello calentamos agua en una olla y mientras tanto hacemos un corte superficial en cruz en la base de cada tomate.
  • Cuando hierva el agua añadimos los tomates y dejamos entre 30 segundos y 1 minuto (se separará ligeramente la piel de los tomates). Entre tanto prepara un bol con agua fría y hielo y cambia los tomates del agua caliente a la fría. De esta manera la piel del tomate se separará de la carne y nos será mucho más fácil pelarlos.
  • Cortamos el pan en trozos pequeños y los ponemos en un cacharro.
  • Pelamos los tomates, los cortamos en trozos y los ponemos sobre el pan que acabamos de cortar. Añadimos media cucharada pequeña de sal para que los tomates ‘suden’ y el pan se empape antes.
  • Pelamos el ajo y lo picamos, retirándole el ‘corazón’ ya que es demasiado fuerte y añadimos al pan y tomate. Una buena idea es añadir solamente la mitad y cuando se triture todo probar cómo está de fuerte y si lo deseamos añadir más.
  • Añadimos el aceite de oliva y trituramos todo con la batidora hasta que quede sin ningún grumo. Probamos de sal y rectificamos si es necesario. También podemos añadir más ajo en caso de que quedara demasiado suave. En este caso volvemos a triturar bien con la batidora.
  • Finalmente metemos en la nevera y servimos fresco, pudiendo acompañar cubierto de jamón serrano picado, huevo cocido también picado y un chorrito de aceite.

Formulario de denuncia de la receta

Debe estar registrado para denunciar una receta

×